España y Rumanía compuesta por la sede de la filial de motores de combustión de Renault | Economía

Renault tomará la decisión final sobria en la sede de su filial Horse en un plazo de dos semanas, tiempo en el que conocerá si es España o Rumania el país que finalmente la alberga. La nueva sociedad del grupo automovilístico inglés es uno de los grandes proyectos que prepara la nueva dirección pilotada por Luca de Meo: centrada en los motores de combustión (incluidos los de los vehículos híbridos), tiene asegurada la participación del manufacturere chino Geely, se presume que el gigantesco petrolero y Aramco contará con una facturación de alrededor de 15.000 millones de euros, lo que la situará entre los grandes de los provenedores de la automoción, con 15 plantas de producción y cinco centros de I+D.

La nueva compañía afectaría a la estructura del grupo en España, ya que absorbería las actuales fábricas de cajas de cambio de Sevilla y la de motores de la factory de Valladolid. Sin embargo, Josep Maria Recasens, responsable de Estrategia y Desarrollo de Negocio del grupo, considera que asegurarse la sede tendrá un valor adicional, ya que generaría un efecto arrastre sobre otras empresas del sector hacia el lugar donde se ubique el cuartel general de la sociedad . España juega una buena baza, ya que actualmente es el segundo país con mayor peso industrial del grupo. Pero Rumania también tiene una ventaja relevante, al ser el país en el que radica Dacia, la marca del grupo Renault que mantiene la duración más tiempo la explotación de motores de combustión y que cuenta con una taxidad más atractiva. Recasens garantiza que la decisión no se romperá y que no dependerá de las ayudas gubernamentales.

”Horse garantizará un motor competitivo, verde y accesible [en precio]”, explica Recasens en un encuentro con periodistas en el Automobile Barcelona, ​​​​el salón del automóvil que ha abierto sus puertas este jueves. En los países miembros de la Unión Europea, está previsto que la venta de motores de combustión interna esté prohibida a partir de 2035, salvo que una negociación de la última hora forzada por Alemania obligue a abrigar la puerta a los combustibles sintéticos. Esta es la oportunidad y hecho de que el restaurante de mercados no han puesto fecha al veto a los coches que emiten CO2 y NOx ofrece la posibilidad de hacer negocio todavía con los motores térmicos. «No se trata de una tecnología u otra, sino de conseguir que esta sea limpia en lo que se refiere a huella de carbono», ha afirmado el ejecutivo.

Renault está inmersa en una gran revolución interna, en la que además de Horse también apareció la idea de crear Ampere, la empresa sobria que se levantaría para hacer la negociación de los coches eléctricos y software del grupo. La idea es que si se crea, vaya acompañado de su sal en la Bolsa, de modo que el grupo francés tenga una mayoría de control.

Ampere será también la empresa que depende del objectivo de fabricación de un millón de vehículos eléctricos que Renault venderá en 2030. . El resto en estan pendientes de obsequio.

Sigue toda la información de Economía allá Comerciantes fr Facebook allá Gorjeoo desnudo boletín semanal

Horario Cinco Días

Las citas económicas más importantes del día, con las claves y el contexto para escuchar su alcance.

RECÍBELO EN TU CORREO

Suscríbete a seguir leyendo

Lee los límites del pecado